Tres panelistas analizan el artículo de Miguel Macías Carmigniani

Existen tres temas relevantes tratados el martes 5 de junio en el conversatorio “Familias alternativas”, organizada por los estudiantes de octavo semestre de periodismo. La posición adoptada por El Comercio, la manera en que recibió la comunidad GLBTI el artículo de opinión de Miguel Macías Carmigniani y la realidad legal que enfrenta El Comercio después de los comentarios homófobos del artículista.

Los 3 panelistas invitados, dentro de los que se encontraba el abogado Francisco Palacios, la periodista Paulina Trujillo, Karina Rashell Erazo activista del colectivo Alfil, se encontraban de acuerdo en que la respuesta del Comercio después de la publicación del artículo no fue la más óptima. Las disculpas emitidas en la edición del día siguiente fueron superfluas. Siendo El Comercio uno de los diarios más representativos del Ecuador, ¿No debieron explicar puntos relevantes como el futuro del articulista en vez de decir tan solo “fallaron los filtros”?

La postura adquirida por Karina Rashell Erazo, condenaba la intencionalidad homófoba de Carmigniani. Una de las reflexiones importantes de la conferencia, fue el apuntar a que no existe cantidad económica o acción alguna que repare el daño causado por el artículo.

Finalmente el abogado Francisco Palacios, resaltó una realidad importante que no se había tomado en cuenta antes durante las clases de periodismo, que el diario debía enfrentar la defensa de los derechos de igualdad y también de libertad de expresión. A pesar de los comentarios ofensivos de Carmigniani, la libertad de expresión también es un derecho. Pero la pregunta que deberíamos hacernos es ¿La legalidad del caso permite dejar absuelto a una persona claramente intolerante para que siga “opinando” lo que le de la gana y vulnerando más derechos en pos de la libertad de expresión?

Advertisements